lunes, 14 de mayo de 2012

Canelones de tempeh y lentejas

1 paquete de placas para canelones sin huevo 200 g de lentejas cocidas 150 g de tempeh fresco 100 g de champiñones 50 g de queso vegano tipo mozzarella rallado 2 cucharadas de salsa de soja 1/2 cucharadita de ajo en polvo 1/2 cucharadita de tomillo 1/2 cucharadita de romero 1 cucharadita de perejil picado 1/2 cucharadita de albahaca aceite de oliva sal Para la bechamel 2 cucharadas de margarina vegetal 2 cucharadas de harina de trigo 1 taza de leche de soja 1/2 cucharadita de nuez moscada 1/2 cucharadita de sal Pon a hervir abundante agua en una cacerola u olla grande y cuece las placas para canelones como se indique en el paquete. Mientras, en una sartén calienta a fuego fuerte un par de cucharadas de aceite de oliva. Corta los champiñones en láminas y ralla el tempeh con un rallador grueso (para queso). Dora los champiñones 3 minutos a fuego fuerte, salteándolos de vez en cuando. Agrega el tempeh y reduce a fuego medio, removiendo bien. Escurre bien las lentejas y añádelas a la sartén, junto con todas las especias y un poco de sal. Saltéalo todo junto 3-4 minutos y deja que se enfríe un poco. Deja las placas para canelones en la olla, con agua fría, de donde las irás cogiendo para rellenarlas. Precalienta el horno a 200ºC. Pon 1 cucharada grande de la mezcla de lentejas en un lado de la placa y enróllala para cerrarlo. Ve colocando los canelones en una fuente para horno. Para hacer la bechamel, derrite en una sartén la margarina, a fuego medio, añade la harina de trigo y remuévelo un par de minutos para que la harina se dore ligeramente. Baja el fuego al mínimo y ve agregando leche de soja poco a poco, sin dejar de remover, disolviendo los grumos. Añade la nuez moscada y la sal. Si te quedan grumos puedes pasarlo por la batidora. Vierte la bechamel sobre los canelones y pon el queso vegano por encima. Mete la fuente al horno y deja que se cueza 10-12 minutos. La pasta se dorará ligeramente y el queso de soja se derretirá. Sírvelo caliente. Nota: en esta receta puedes sustituir la leche de soja por leche de arroz, de avena o por la bebida vegetal que prefieras (no azucarada ni con sabores). Puedes hacer la bechamel con aceite en lugar de margarina, y si no tienes acceso a quesos veganos para fundir, puedes hacer un poco más de bechamel y espolvorear con frutos secos, levadura de cerveza desamargada o poner unas rodajas finas de tomate natural (gratínalo un par de minutos al final). Para ahorrarte tener que rellenar los canelones puedes usar paccheri o una pasta similar, son macarrones gigantes fácilmente rellenables (hay que cocerlos también, pero el “canelón” ya viene hecho). Las lentejas, hechas de esta forma, cambian mucho de sabor y de textura gracias a que las estamos salteando y no cociendo, a las especias y al tempeh, que transfiere mucho sabor al resto de la comida. Puedes variar la receta fácilmente, añadiendo ingredientes como verduras (acelgas, espinacas, brócoli, cebolla, berenjena, etc.), salsas (la de tomate es perfecta para mezclar con el relleno), frutos secos, especias… A partir de estas mezclas puedes crear otros platos, como lentejas con tempeh y champiñones, terrina de lentejas y tempeh (con bechamel) o usarlo como guarnición de guisos de seitán, patatas o verduras.

No hay comentarios:

Publicar un comentario